COMUNICADO

COLEGIO SAN VIATOR

OVALLE

Ovalle, 06 de julio del 2016.

COMUNICADO A LA COMUNIDAD COLEGIAL

Se informa a ustedes que  surgió desde hace un tiempo,  un rumor que hay unas pastillas de los Simpson que son consideradas drogas circulando  en la región, situación que se viralizó en La Serena por las redes sociales.

Esta situación afectó nuestro establecimiento. En  nuestro caso por una  apoderada  de tercero Básico, que utilizando el watsap del curso,  señaló que su sobrino, que estudia en nuestro colegio,  había encontrado una de estas pastillas en las  afueras del colegio.

Como consecuencia de esta información, y por orden de la fiscalía, organismos especializados de la PDI se presentaron en el establecimiento, a fin de realizar los procedimientos de rigor en estos casos, pensando que en el colegio pudiese existir la supuesta droga, siendo recibido por el Director de Enseñanza Media, quien indicó que no hay información o denuncia formal al respecto, menos  la presunta droga. El colegio disponía alguna información de que una apoderada del nivel mencionado propagó la información.  Los funcionarios de la PDI se contactaron telefónicamente con la apoderada al respecto y constataron que no había evidencia. Como conclusión inicial, del personal de la PDI, dijeron que no hay pruebas para corroborar esta información, quedando catalogado como un rumor.

Igualmente, en la tarde se presentó un representante de la Gobernación Provincial encargado de la Seguridad Pública, para averiguar sobre el posible  hallazgo y/o tráfico de la presunta droga relacionada con nuestra institución.  Se le dieron las explicaciones del caso por las autoridades formales del colegio. Igualmente ante la consulta del funcionario público,  se le indicó que tenemos protocolos al respecto; como actividades con los alumnos y apoderados en el contexto de la prevención del consumo de drogas.

Como conclusión, nos parece reprochable e inadecuado, que información de este tipo no se informe inmediatamente y por los conductos formales que dispone nuestra organización (Directores de Básica y Media), para nosotros requerir el apoyo o hacer las denuncias cuando corresponda  ante  los organismos públicos pertinentes.

En relación a las redes sociales creadas por apoderados de los cursos, si bien a la fecha no están reguladas por nuestra institución, en casos como estos en que eventualmente podríamos estar en presencia de hechos que podrían ser constitutivos de delito se debe actuar con la prudencia que la situación amerita, y sobre el particular afirmamos que nos parece correcto que se utilicen  con fines relacionados a aspectos informativos relativos a la  educación  de los alumnos y alumnas de los cursos. Pero que estando en presencia de una situación delicada, inadecuada o conflictiva, incluso constitutiva de un potencial delito, se debe hacer la denuncia – pero en lo que corresponde a nuestro ámbito de acción- insistimos  se utilicen los canales formales que posee el colegio. De esta manera evitaremos se produzca una situación alarma pública como la ocurrida, difícil de dimensionar, sin sustento de peso, como ha ocurrido en este caso en que no existen pruebas concretas, reales y efectivas que permitan sustentar una eventual denuncia, y de esta manera dar un grado de credibilidad a un hecho como el comentado precedentemente, y a partir de ello poder generar una investigación rigurosa y seria por las instituciones que dispone el Estado para estos fines.

                                                           HUMBERTO A. GUZMAN MALDONADO

Rector Subrogante